Carvipaw laboratorio Rospaw

Carvipaw / Carvedilol

3,125mg – 6,25mg – 12,5mg – 25mg – 50mg. Envases conteniendo 30 comprimidos.

Acción terapéuticaPosologíaContraindicacionesAdvertenciasReacciones adversas
Antihipertensivo. Antianginoso. Agente bloqueante de los receptores α y β adrenérgicos.
CARVIPAW está indicado para el tratamiento de:
– Hipertensión esencial. Puede administrarse solo o combinado con otros agentes antihipertensivos, especialmente diuréticos tiazídicos.
– Insuficiencia cardíaca leve a severa de origen isquémico o miocardiopático, generalmente asociado al tratamiento con diuréticos, inhibidores de la ECA (enzima convertidora de angiotensina) y digitálicos, a fin de aumentar la supervivencia y reducir el riesgo de hospitalización.
– Disfunción ventricular izquierda luego de un infarto de miocardio, reduciendo la mortalidad cardiovascular en pacientes clínicamente estables que han sobrevivido a la fase aguda de un infarto de miocardio y poseen una fracción de eyección ventricular izquierda ≤ 40% (con o sin insuficiencia cardíaca sintomática).
.
CARVIPAW debe administrarse con alimentos, para disminuir la velocidad de absorción y de esta manera reducir la incidencia de efectos ortostaticos.
Hipertensión arterial:
La dosis debe ser individualizada.
Dosis inicial: 6.25mg/ 2 veces al día. Si esta dosis es tolerada, utilizando como guía la presión sistólica tomada de pie alrededor de 1 hora después de la administración, la dosis debe mantenerse durante 7 a 14 días, y luego puede aumentarse a 12,5mg 2 veces al día si es necesario y si es tolerado. En todos los casos, utilizar la presión sistólica tomada de pie alrededor de 1 hora después de la administración como guía de tolerancia.
Dosis máxima: 50mg/día.
El efecto antihipertensivo completo se produce entre los 7 y los 14 días.
Si se administra Carvedilol conjuntamente con un diurético, puede esperarse la aparición de efectos aditivos y la potenciación de los efectos ortostaticos.
Insuficiencia cardíaca:
La dosis debe ser individualizada y monitoreada estrechamente por el médico durante el ajuste ascendente de dosis.
Antes de comenzar el tratamiento, se recomienda minimizar la retención de líquidos.
Dosis inicial: 3.125mg/ 2 veces al día durante 14 días. Si esta dosis es bien tolerada puede aumentarse a 6,25-12,5-25mg 2 veces al día si es necesario, en sucesivos intervalos de al menos 14 días.
Debe advertirse a los pacientes que el inicio del tratamiento, y en menor medida, los incrementos de dosis, pueden asociarse con síntomas temporarios de mareos (y raramente sincope), dentro de la primera hora posterior a la administración. Los pacientes deberán abstenerse de conducir vehículos o realizar actividades riesgosas durante ese periodo.
Los episodios de mareos o retención de líquidos durante el inicio del tratamiento con CARVIPAW, generalmente pueden controlarse sin discontinuar el tratamiento, y no impiden que el posterior ajuste de dosis sea satisfactorio y que la respuesta sea favorable.
Disfunción ventricular izquierda después de un infarto de miocardio:
La dosis debe ser individualizada y monitoreada estrechamente por el medico durante el ajuste de dosis.
El tratamiento puede iniciarse tanto en pacientes hospitalizados como en pacientes ambulatorios una vez que estén hemodinámicamente estables y la retención de líquidos se haya minimizado.
Dosis inicial: 6.25mg / 2 veces al día. Se debe incrementar luego de 3 a 10 días de acuerdo a la tolerancia del paciente, a 12,5mg/ 2 veces al día ; y luego nuevamente a 25mg/ 2 veces al día. Puede utilizarse una dosis menor (3,125mg 2 veces al día) y/o la velocidad de titulación de la dosis puede disminuirse si esta clínicamente indicado (p.ej: baja presión arterial, baja frecuencia cardiaca, retención de líquidos).
El régimen de dosificación recomendado no debe alterarse en pacientes que recibieron tratamiento con β- bloqueantes orales o IV durante la fase aguda del infarto de miocardio.
Hipersensibilidad al Carvedilol o a algún otro componente de la fórmula.
Asma bronquial o condiciones broncoespasmódicas relacionadas. (Se informaron casos de muerte luego de una única dosis de Carvedilol en pacientes asmáticos).
Bloqueo auriculoventricular de segundo o tercer grado
Enfermedad del nódulo sinusal.
Bradicardia severa (a menos que posean un marcapasos permanente).
Pacientes con shock cardiogénico o con insuficiencia cardiaca descompensada y/o que requieran el uso de inotrópicos por vía IV Se deberá discontinuar gradualmente la terapia IV antes de comenzar el tratamiento con Carvedilol.
Pacientes con insuficiencia hepática severa.
Suspensión del tratamiento:
Se debe advertir a los pacientes con enfermedad coronaria tratados con Carvedilol el riesgo de la discontinuación abrupta del tratamiento.
Se han reportado exacerbación severa de la angina de pecho, infarto de miocardio y arritmias ventriculares en pacientes que interrumpieron abruptamente el tratamiento con β-bloqueantes; las dos últimas pueden ocurrir con o sin exacerbación previa de la angina.
Como con otros β-bloqueantes, cuando se planifica la discontinuación del tratamiento con Carvedilol, los pacientes deben ser cuidadosamente observados y advertidos de limitar la actividad física al mínimo. La discontinuación deberá realizarse en lo posible en el transcurso de 1 a 2 semanas.

El Carvedilol debe administrarse con precaucion en pacientes con Broncoespasmo no alérgico ( p.ej. enfisema o bronquitis crónica); en pacientes diabéticos con insuficiencia cardiaca, ya que existe un riesgo de empeoramiento de la hiperglucemia, que responde a un ajuste en el tratamiento hipoglucemiante; pacientes con angina de Prinzmetal.
Se ha observado durante cirugía de cataratas la ocurrencia de síndrome del iris fláccido intraoperatorio (IFIS) en algunos pacientes tratados con α1- bloqueantes, por lo que es posible que sea necesario modificar la técnica quirúrgica. No parece beneficiosa la interrupción del tratamiento antes de la cirugía de cataratas.
El bloqueo β-adrenérgico puede enmascarar signos clínicos de hipertiroidismo, como la taquicardia. La suspensión abrupta del tratamiento con β-bloqueantes puede ser seguida de una exacerbación de los síntomas de hipertiroidismo o precipitar un ataque tiroideo.

Las reacciones adversas más comunes que pueden producirse son: astenia, fatiga, edema, bradicardia, hipotensión, sincope, angina de pecho, mareos, cefalea, diarrea, nauseas, vómitos, hiperglucemia, incremento del peso, incremento del nitrógeno ureico en sangre, incremento del nitrógeno no proteico en sangre, hipercolesterolemia, artralgia, visión anormal, disnea, anemia.