Fenros / Fenobarbital

Anticonvulsivante.

FórmulaAcción terapéuticaPosologíaContraindicacionesAdvertenciasReacciones adversas
Cada comprimido contiene:
FENROS/FENOBARBITAL 15mg: Fenobarbital ácido 15mg
FENROS/FENOBARBITAL 100mg: Fenobarbital ácido 100mg.
Anticonvulsivante.
FENROS está indicado para el tratamiento de crisis convulsivas parciales y tónico clónicas generalizadas. El Fenobarbital es un barbitúrico de acción prolongada, que debido a su efecto depresor sobre la corteza motora, se utiliza para el tratamiento de la epilepsia.
Posee acción depresora generalizada sobre la función cerebral. Tiene efectos sedantes y es efectiva contra todas las variedades de epilepsia parcial y generalizada, con la excepción de las crisis de ausencias.
 
Adultos:
1 a 3 mg/kg por día en 2 tomas diarias, hasta una dosis máxima de 600mg.
Niños: 1 a 6 mg/kg/día en 2 tomas diarias.
La dosificación deberá ajustarse progresivamente de acuerdo a las necesidades de cada paciente de manera de lograr un buen control de las convulsiones. Para ello se requieren concentraciones plasmáticas de 10-30mg/l .Los comprimidos deben ingerirse con abundante cantidad de agua tibia que permita una rápida absorción y rapidez de acción.
En caso de tratamientos prolongados deberá lograrse una buena diuresis y régimen de evacuación fecal.
Al igual que con otras drogas antiepilépticas, la supresión del tratamiento o el cambio desde o hacia otro tipo de fármaco antiepiléptico, deberá realizarse gradualmente, de manera de evitar la precipitación de crisis convulsivas.
Porfiria
Hipersensibilidad al Fenobarbital, a los barbitúricos o a cualquier componente de la fórmula.
Insuficiencia respiratoria severa.
Insuficiencia renal severa.
Insuficiencia hepática severa
La terapia con barbitúricos puede provocar dependencia incluso a dosis terapéuticas durante periodos cortos. El tratamiento no debe suspenderse bruscamente, sino por reducción gradual de la dosis durante un período de días o semanas.
Los síntomas de abstinencia son similares a los de abstinencia alcohólica. Síntomas menores pueden aparecer 8 a 12 horas después de la administración de la última dosis, por lo general en el siguiente orden: ansiedad, espasmos musculares, temblores de las manos y los dedos, debilidad progresiva, mareos, distorsión en la percepción visual, náuseas, vómitos, insomnio, e hipotensión ortostática. Convulsiones, alucinaciones y delirio pueden ocurrir dentro de 16 horas y duran hasta cinco días después de la supresión abrupta de la administración de barbitúricos.
El Fenobarbital debe ser utilizado con precaución en pacientes con depresión respiratoria, insuficiencia renal, insuficiencia hepática y debilidad. Puede afectar a la capacidad mental y / o aptitudes físicas necesarias para el desempeño de tareas potencialmente peligrosas como conducir un automóvil u operar maquinarias.
El uso de Fenobarbital con otros depresores del SNC potencia su efecto depresor.
El uso concomitante de antidepresivos o antipsicóticos con Fenobarbital, puede provocar una disminución del efecto antiepiléptico del mismo, debido a la disminución del umbral convulsivo.
El uso combinado de varios antiepilépticos debe ser estrechamente monitoreado, debido a las complejas interacciones que pueden ocurrir entre ellos.
El Fenobarbital, por su capacidad inductora de las enzimas microsomales hepáticas, principalmente la CYP2C9 incrementa el metabolismo y por lo tanto reduce la concentración plasmática de las drogas metabolizadas por esta vía.

Uso en pediatría:
En el caso de niños sometidos a tratamiento prolongado con Fenobarbital, incorporar un tratamiento preventivo de raquitismo: vitamina D2 (1200 a 2000 Ul/día) o 25 OH-vitamina D3.

Embarazo y lactancia:
El Fenobarbital no debe utilizarse durante el embarazo a menos que sea rigurosamente necesario. El uso de Fenobarbital durante el primer trimestre del embarazo presenta riesgos de malformaciones para el feto, como así también riesgo de trastornos en el desarrollo cognitivo. La administración de Fenobarbital poco antes o durante el parto puede causar depresión respiratoria en el recién nacido, como así también síntomas de abstinencia.
El Fenobarbital se excreta por la leche materna, por lo que si es necesaria su utilización, deberá suspenderse la lactancia.  

Las reacciones adversas más frecuentes se relacionan con el efecto depresor del SNC (somnolencia, fatiga, letargo, estupor, aumento del tiempo de reacción, mareos, dificultad para hablar), cefaleas, neuralgias.
También puede ocurrir anemia megaloblástica por deficiencia de ácido fólico, agranulocitosis, trombocitopenia, y por interferencia en el metabolismo de la Vitamina D,
osteomalacia, raquitismo.